7 de noviembre de 2013

Las asalta cunas



No sé cuándo fue que las señoras con juventud acumulada y mucha experiencia dejaron de verme como un bebé. No sé si fue cuando me salieron los pechos de paloma, o la pequeña y diminuta nuez de Adán que adorna mi cuello, o cuando brotaron los pocos pelos que hoy exhibe mi rostro.

Lo que sí sé es que desde entonces una frase siempre me ha acompañado: “Si yo tuviera unos años menos, seguro que te llevo al agua”.

No sé si es que estoy tan bueno o estoy rodeado de viejas pervertidas…. sospecho que es lo último. 

Hoy, incluso, fueron un poco más allá y me dijeron unos de los piropos más cubanos jamás escuchados por mí; “Si yo tuviera tu edad, te metería mano y no sé dónde estarías más tiempo acostado, en mi cama o ingresado en un hospital”. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...