26 de marzo de 2014

Un matorral patrimonial




El matorral que está cerca de mi trabajo debían declararlo Monumento Local.

Es increíble cómo desde una pequeña franja de tierra, de tan solo unos pocos metros cuadrados, se promueven tantos valores.

Es un importante reservorio de la biosfera de la ciudad, pues ayuda a la propagación de especies invasoras como el marabú y el lipi lipi. 

También es un relevante componente del desarrollo local pues sirve de refugio a personas que hacen sus necesidades fisiológicas básicas, dígase orinar, defecar, juegos ilegales, y prácticas sexuales tan variadas, que involucran una o varias personas. 

Incluso, ya forma parte del imaginario colectivo y de la historia local. Ya se cuenta la fábula de un hombre de color negro que causa la admiración y el terror de unos cuant@s transeúntes, por la descomunal proporciones de su miembro viril… Víctima de ese gran impacto visual han sido varias personas de la comunidad.

Nada, que realmente abogo por que el matorral de mi trabajo sea declarado monumento local…. Y quien sabe, si hallamos una historia vinculada a una personalidad nacional, quizás encontremos que tenga hasta valores a nivel nacional. 

* Foto tomada de aquí.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...